'A Palos' sigue fogueándose en Albacete

El pasado sábado 20 de noviembre, el Club de Rugby ‘A Palos’ de Cuenca retornó al campo del Rugby Club Albacete para disputar dos partidos amistosos en las categorías sénior y juvenil. Estos encuentros se enmarcan dentro de la preparación que el equipo está llevando a cabo para tratar de evolucionar y asentar un bloque que pueda competir con garantías en la liga oficial.

Durante ambos choques, se evidenciaron las carencias de un conjunto, el ‘A Palos’, en pleno proceso de formación, ya que muchos de sus jugadores no cuentan con experiencia en el juego. Además, el hecho de competir con un rival que es segundo en la liga regular murciana ayudó a que dichas limitaciones se pagaran caras. A pesar de todo, el público pudo observar la clara mejoría que se ha producido en el juego del combinado conquense durante el último mes.

PARTIDO SENIOR. Como comentamos, en el partido del equipo sénior se demostró que el C.R. ‘A Palos’ tiene mucho camino por recorrer, pero que ha encontrado un núcleo de jugadores que pueden defender dignamente sus colores. Como ocurrió en el anterior encuentro contra el R. C. Albacete, en el campo de la Universidad de Castilla-La Mancha se impuso la experiencia y el mejor físico del equipo manchego. Aún así, se pudo observar cómo la defensa del equipo conquense se mostró más organizada que en la ocasión anterior. En este sentido, los placajes resultaron numerosos y efectivos. En global, todo ello provocó que el conjunto manchego tuviera problemas para ensayar durante la primera parte.

Esta mejora defensiva también permitió que el equipo conquense jugara durante un tiempo significativo en el campo del rival, que se vio obligado a emplearse a fondo en defensa. En esta situación, el XV de Cuenca intentó crear puntos de presión que permitieran después sacar balones a la línea que llegaran a los alas y, de esta manera, lograr una penetración que tuviera como resultado un ensayo. A pesar de que en varias ocasiones el oval recorrió toda la línea de tres cuartos conquense, los intentos de ensayo fueron bloqueados por una contundente defensa del conjunto local. Fue una verdadera lástima que tantos esfuerzos no se vieran coronados por el éxito. Así, el Club de Rugby ‘A Palos’ consiguió anotar un único golpe de castigo que no hizo para nada justicia al juego y trabajo desplegados en el campo.

ESTADO DE FORMA. En las fases estáticas también se advirtió la mejora del equipo conquense. De esta manera, las melés propias fueron ganadas en su mayoría gracias al buen hacer del paquete de delanteros y a un talonaje efectivo. Asimismo, las touches propias también fueron defendidas con mayor éxito que el anterior partido. Aún así, la falta de experiencia y de peso en la delantera fue un problema que el equipo conquense sólo pudo suplir con voluntad.

Uno de los problemas más graves con los que se encontró el C.R. ‘A Palos’ fue su modesto estado de forma. Debido a ello, el equipo sufrió un bajón en la segunda parte en la que el Albacete impuso su mejor físico y su mayor amplitud en el banquillo. Por todo ello, los manchegos finalizaron con éxito un buen número de ataques.

JUVENILES. Por su lado, el equipo juvenil disputó un igualado encuentro. Como era de esperar por la edad de los participantes, el partido se caracterizó por su rapidez. Además, la delantera conquense hizo frente con solvencia a la manchega. En este caso, el esfuerzo mostrado y el mayor peso del paquete de delantera conquense fueron determinantes para frenar las intenciones de los delanteros rivales.

El equipo de Albacete intentó en todo momento hacer valer su mayor experiencia en el juego de tres cuartos, pero se encontró con una férrea defensa por parte de los conquenses, que intentaron aprovechar su buen hacer en la delantera para crear oportunidades de ensayar para sus líneas. Finalmente y no sin dificultades, el club manchego, gracias a su mayor capacidad y variedad en el juego de la línea, consiguió tres ensayos que marcaron la diferencia. Por su parte, el equipo juvenil del ‘A Palos’ anotó un meritorio ensayo que mantuvo la emoción en el partido casi hasta el final.

En definitiva, todo lo visto en Albacete no hace sino confirmar que aún faltan muchos entrenamientos hasta que el Club de Rugby ‘A Palos’ pueda enfrentarse con garantías a equipos de cierto nivel. Pero también se demostró que en Cuenca hay ganas y gente suficiente para conseguir asentar un equipo que pueda representar a la ciudad en cualquier parte de España.


Comentarios